Crédito empresarial… ¿Un beneficio o un dolor de cabeza?
14 febrero, 2018
Comencé mi sueño con una computadora, una agenda y un lápiz
21 febrero, 2018

Hola mi nombre es Fátima Veronica Chacón de Mendoza, tengo 52 años y quisiera contar mi historia como inicio mi negocio Silverlight y animar a muchas mujeres a ser emprendedoras y ser valientes y esforzadas , soy Maestra me gradué a los 22 años de edad ,inicialmente desde mis 23 años de edad empecé un pequeño negocio de confesiones Boutique el cual se llamaba " Éxtasis" hacia trajes a importantes instituciones como la PNC y cachiporras y trajes a mujeres como a abogadas y licenciadas llegue a tener 3 tiendas donde llegaban mis clientes y miraban los trajes que tenían , Tenía a mi disposición 10 costureras para mis tienda.

Ya tenía mi primer hijo a mis 23 años, para continuar soy orgullosa de tener 3 hijos, una señorita y 2 varones, a la edad de 30 años mi esposo iba a salir del país junto a mi familia y tuve que vender mi negocio, al cabo de un año algo que fue muy difícil para mí pero estaba en los planes de Dios, no viajamos pero había vendido mi negocio inicie con otro negocio empecé con $500 dólares vendiendo plata algo muy pequeño pero que pronto se convertiría muy Grande y con mucho esfuerzo empecé haciendo clientes al detalle iba a sus trabajos como oficinas o bancos y les enseñaba la plata exclusiva que vendía plata italiana y mexicana , luego al cabo del tiempo fue creando más clientes y lo que ganaba me daba la oportunidad de invertir más en la plata y empecé a comprar plata de Turquía la cual es muy bonita y fina, luego aprendí hacer bisutería, era algo que me encantaba hacer, a lo largo del tiempo tuve una idea y pensé puedo realizar mis propios diseños y montarlos en plata y ¡así es! Empecé a ser mis propios diseños en el año 2013.

Lo más impresionante es que eran muy bien aceptados al público puse mi primera tienda de plata, luego en el año 2015 abrí mi primer quiosco de plata en Plaza Merliot , luego en el año 2016 abrí 2 quioscos en uno más en la Plaza Merliot y otro en Galerías y próximamente en Las Cascadas año 2017, tengo muchas clientas que les encantas mis diseños, claro vendo también plata Italiana y Mexicana y de Turquía por si desea algún día ver, pero me siento orgullosa del negocio que Dios me ha dado y la aceptación al público que tiene, nunca he descuidado a mis hijos, lo hago siempre por ellos son mi motor que me impulsa cada día a esforzarme y ser una mejor persona y madre, pueda ser que a veces hallan muchas pruebas y dificultades pero con la mano de Dios todo se puede . Para que algún día ellos puedan ver un ejemplo de madre en mí y lo apliquen a sus vidas.

A %d blogueros les gusta esto: