Riesgos o Seguridad el camino de una mujer emprendedora.

La píldora de AUTO ESTIMA que debes de tomar hoy.
15 junio, 2018
¿Te cuesta perdonar? Mira como la falta de perdón puede traerte consecuencias graves.
27 junio, 2018

Cada día que contesto sus mensajes me motiva más a hacer lo que estoy haciendo. Es increíble como las mujeres pasamos exactamente los mismos problemas.

Pero lo más gracioso es que siempre pensamos que estamos solas y que somos a las únicas a las que les pasan las cosas.

Ahora hablaba con una Empresaria y ella me decía: Dina ¿No he querido arriesgarme? Y me preguntaba y usted como hizo:

Entonces les quiero compartir un poco como comencé y todos los riesgos que tome. Personalmente creo que para arriesgarnos debemos de tener solamente un ingrediente son falta: La fe en Dios.

Cuando me despidieron hace 7 años aproximadamente un viernes sin absolutamente nada. Tenía dos opciones:

¿Me arriesgaba? O No hacer nada.

Así que decidí arriesgarme y te cuento 10 cosas que hice en el primer mes que puse mi negocio:

  1. No quedarme sin hacer nada jamás. Sábado salí a imprimir mis tarjetas de presentación, así monte mi propia Agencia de Marketing Digital.
  2. Busque los recursos fundamentales, no tenía $$$$ así que (El que hoy es mi esposo me presto su carro) (Amigos me sacaron una línea de celular) (Un amigo me alquilo su computadora)
  3. Lunes salí a trabajar desde las 7:00 am a buscar clientes. No tenía oficina, no tenía empleados. Solamente tenía las ganas increíbles de salir adelante.
  4. Ese primer día cerré mis primeras dos ventas. Así que conseguí dos negocios nuevos.
  5. Les propuse trabajo a mis dos hermanas y ellas aceptaron a pesar de que no tenía ni clientes ni nada seguro.
  6. Alquile la primera semana una oficina de 2x2 que no cabía casi nadie para formalizar mi empresa.
  7. Constituí mi empresa como personería jurídica.
  8. A los 20 días me mude oficina a uno de los edificios más lujosos de Santa Elena pagando la 4ª parte del precio real del inmueble.
  9. Ya tenía el cliente que pagaría mis costos operativos.
  10. Nunca deje de confiar en Dios y tener mucha fe, acompañado de trabajar duro como nadie, pagando un derecho de piso.

Creo que si no hay riesgos no tenemos oportunidades que aprovechar, no tenemos razones para luchar, no tenemos el valioso aprendizaje. Realmente la vida de toda mujer está llena de riesgos, casarte, tener hijos, poner un negocio son decisiones que con llevan un riesgo importante.

Ahora manejamos Marcas a nivel regional y somos un equipo que sobre pasa las 30 personas. Solo puedo decirte que Dios es fiel a sus promesas y que la fe es mi mejor gasolina para tomar riesgos.

No creo que todo eso lo tuviese que vivir solo porque sí. Te lo cuento hoy para que tú también te des cuenta del enorme potencial que tienes y que no puedes seguir perdiendo el tiempo.

No existe nada seguro como emprendedora o como Mamá.

Espero que este artículo fuese de bendición para ti. Si lo fue compártelo en tu muro y coméntame en este post por qué te gusto.

Te deseo muchas bendiciones.

Dina Mancía

A %d blogueros les gusta esto: